5 de febrero de 2014

APRENDER EN LA NUBE


 
Un buen medio para trabajar léxico en la clase de ELE es la nube de palabras, por eso os quiero presentar la web Tagxedo, una sencilla herramienta con la que podrás generar nubes hasta que te canses, pues las posibilidades son infinitas. Pero las palabras no se agrupan solamente en nubes…también forman parte de perros, estrellas, tréboles…hasta Cupido tiene su propia silueta predeterminada. Si aún así las posibilidades te parecen limitadas, la aplicación te ofrece la posibilidad de subir imágenes propias para convertirlas en un remolino de palabras. Esto es lo que diferencia a esta aplicación de otras similares y que incrementará la motivación del alumno y las posibilidades de trabajo. De esta manera, se pueden crear, por ejemplo, nubes temáticas en las que la forma y el contenido estén relacionados.



El uso de esta aplicación es muy sencillo y no precisa que te registres en la web, aunque sí te pide instalar Microsoft Silverlinght, un plug-in gratuito. Una vez en el área de trabajo, se nos ofrecen tres posibilidades para generar las nubes de palabras: partir de un documento de nuestro ordenador, de una url (en estos dos casos se seleccionan las palabras que aparecen más veces) o bien escribiendo aquellos vocablos que nos interesen. Con este tutorial se pueden ver las diferentes opciones y funciones que tiene Tagxedo:


Al final del vídeo se introduce una buena manera para exportar Tagxedo al aula: si disponemos a los estudiantes en grupos, éstos pueden generar diferentes nubes con palabras sobre un tema y a continuación los compañeros intenten adivinar de qué se trata. Ésta es una actividad que da libertad a los alumnos (aunque también se pueden limitar los temas) y a la vez nos permite saber qué vocabulario conocen, qué es lo que consideran más importante y cómo seleccionan así las palabras clave. También podemos generar una nube poco a poco, añadiendo palabras que nos parecen importantes para tener un esquema muy visual al finalizar el curso. La opción de introducir nosotros mismos las palabras puede ser la que nos de más juego en nuestra clase, aunque podemos experimentar con todas. Por ejemplo, si tenemos un blog junto con los alumnos podemos introducir la dirección de la web para crear nubes con las palabras más comunes, intentando adivinar previamente cuáles son las que aparecerán.

El resultado final es agradable a la vista, y eso siempre es un aliciente. Si nos interesa, podemos imprimirlo y colgarlo en clase, proyectarlo o compartirlo en nuestro blog, a través de las redes sociales, etc.

Y para muestra un botón, las palabras más utilizadas en este blog:



Así, no siempre será malo que tus alumnos estén en las nubes.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario