Google Classroom. La clase virtual

¡Hola a todos!

Me gustaría dedicar esta entrada a presentar Google Classroom, una plataforma educativa que forma parte de las aplicaciones de Google for Education.


Presentación de Google for Education


Esta plataforma está pensada para que el profesor disponga de un centro de control del curso que imparte. En Google Classroom puede crear clases, compartir tareas, mantenerse comunicado con los alumnos sin necesidad de estar en clase y guardar toda la información relativa al grupo, como por ejemplo las evaluaciones.

El profesor puede crear la clase rápida y fácilmente e incluir a sus alumnos directamente, enviándoles un código o importando un grupo desde los Grupos de Google. Una vez hecho esto, puede crear tareas y enviar una copia a cada miembro del grupo. La plataforma le permite ver de forma sincronizada qué alumnos la están realizando y cuáles la han terminado.

Resultado de imagen de google classroom
Los alumnos, a su vez, pueden participar de forma simultánea en los documentos enlazados con Google Drive, editando, comentando y corrigiendo las tareas con los compañeros, subir documentos audiovisuales o hablar con su profesor sin necesidad de esperar a la siguiente sesión.

La plataforma es totalmente gratuita, tanto para los alumnos como para los profesores. Es posible configurarlo y tenerlo listo en pocos minutos para empezar a utilizarlo. Un punto fuerte es que Google Classroom nació como una forma de trabajo alternativa al papel, así que ayuda a frenar el impacto medioambiental al no tener que hacer fotocopias para las sesiones de clase, algo que tradicionalmente parecía indispensable para un profesor.

Otra de las ventajas que tiene es que se trata de un sistema que está constantemente actualizándose, tomando en cuenta las opiniones que aportan los profesores y los alumnos que la utilizan. Asimismo, al ser una plataforma enlazada con una cuenta de Google, los usuarios pueden acceder a ella en cualquier momento, en cualquier lugar y desde cualquier dispositivo.


Un inconveniente que presenta, de igual forma que Gmail u otros servicios, es el límite de almacenamiento de la cuenta. Si los alumnos deben enviar archivos pesados, como por ejemplo vídeos, llegará un momento que el profesor tendrá colapsada la memoria y deberá comprar más espacio para su cuenta. Sin embargo, esto se puede evitar enviando los archivos a través de un link de Youtube, Drive, WeTransfer, etc.


Comentarios de algunos usuarios de Google Classroom


Google Classroom puede usarse en un curso de ELE, como herramienta para desarrollar la competencia comunicativa digital a través de actividades que fomenten el uso correcto y eficaz de las TIC. Al mismo tiempo que motivamos el aprendizaje de la lengua meta, podemos hacer que nuestros alumnos realicen tareas que impliquen aprender a usar las TIC de forma responsable en el panorama actual digital o, simplemente, fomentar su uso, algo imprescindible a día de hoy. Por ejemplo, podemos trabajar el tema de la identidad y la privacidad en las redes, tanto con pequeños como con mayores, haciéndoles conscientes de las funcionalidades, de lo que pueden y lo que no pueden hacer y de las ventajas y peligros que implican.

De igual forma, esta plataforma permite al profesor de ELE reunir en un mismo sitio toda la información del grupo de alumnos y su progreso, las tareas del curso, el trabajo colaborativo y la comunicación con todo el grupo. Así pues, puede servirnos tanto para cursos presenciales como para semi o no presenciales. 

Por si os interesa, en la web de The flipped classroom le dedican una página a Google Classroom y en ella podéis encontrar una infografía bastante completa sobre la plataforma que acabamos de ver.


¡Hasta la próxima!




Sara RM






Comentarios