5 de marzo de 2008

Palabea, red social para el aprendizaje de lenguas


Seguro que muchos de vosotros sois miembros de alguna comunidad por Internet en la que compartís intereses y aficiones con gente de todo el mundo. Hace un tiempo descubrí una web de este tipo muy interesante relacionada con la enseñanza y el aprendizaje de lenguas. Palabea es una comunidad internacional online que pone en contacto a gente que comparte el interés por aprender idiomas y conocer otras culturas. Todos los usuarios pueden comunicarse entre sí a través del Video-Chat, el Audio-Chat o mensajes de texto, mediante una herramienta de comunicación integrada en el sitio web. Cada usuario tiene un perfil en el que se incluye las lenguas que domina y las que quiere aprender para que otros usuarios interesados en aprender su lengua materna le agreguen como amigo y así poder encontrarse para hacer un intercambio lingüístico. El programa incluye una ventana flotante perteneciente a nuestra lista de contactos, como en cualquier otro programa de mensajería, que nos permite ver sus estados y establecer contacto multimedia con ellos. Una vez registrado como usuario la navegación por la página es muy fácil y muy clara. La oferta de idiomas es muy amplia y va desde el inglés hasta el hindi o el chino. Además su utilización es totalmente gratuita.

Este novedoso programa ofrece diferentes opciones para practicar idiomas:
- Permite mejorar los conocimientos de lenguas extranjeras haciendo audio o video conferencias con usuarios nativos, con los que se establece una relación de Tandem a distancia en la que se es alumno y profesor a la vez.
- Se puede acceder a materiales para aprender lenguas como videolecciones y podcasts, que ayudan a practicar de forma autónoma. Los usuarios van subiendo archivos útiles para estudiar y los comparten con la comunidad. En este apartado se puede encontrar material didáctico muy interesante. Se incluye un diccionario bilingüe para hacer consultas sin tener que salir de la página.
- Permite crear y asistir a clases virtuales de temática general o especifica como por ejemplo una clase de términos médicos en alemán o una clase de nivel intermedio de inglés. Uno de los elementos más novedosos es que en cada clase online hay una pizarra virtual.
- Incluye la opción de asistir a clases virtuales para practicar la escritura y aprender gramática trabajando con documentos que suben los usuarios y que se corrigen o mejoran en grupo. Sería como un trabajo cooperativo online con gente de diferentes países.
- Ofrece la posibilidad de encontrar un profesor online y de anunciarse como docente o traductor.

Actualmente con las nuevas tecnologías y con herramientas como Palabea, las clases online serán una nueva manera de enseñar ELE que no deberíamos descartar. Me gustaría saber que opináis vosotros sobre enseñar a través de videoconferencias o a través de Skype. ¿Creéis que la clase puede gestionarse bien? ¿Deberían crearse nuevos materiales para esta nueva modalidad de enseñanza?

4 comentarios:

  1. Como la mejor manera de conocer mejor estas cosas es darse de alta, lo he hecho y he visto que esto de Palabea pinta muy bien.

    Tengo que mirarlo con más detalle, pero lo cierto es que parece una plataforma muy completa e interesante.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta "Palabea", gracias por el enlace! Me he dado de alta y ya he hecho algunos 'amigos'. No sé so eso de los aulas virtuales siempre funciona bien, porque ahora hay varios con muy pocos miembros. Pero creo que cuando la web sea más conocida ese problema se soluciona solo.
    No creo que sea necesario crearse nuevos materiales (puede ser útil, pero no necesario). Por ejemplo, si estás enseñando a alguien en el extranjero por internet, puedes proponer que compréis ciertos libros de gramática y/o texto y trabajarlos juntos por internet. Sí sería útil si habían más versiones digitales de materiales de enseñanza (como podcasts, libros digitales, etc.)

    ResponderEliminar
  3. Hablando del uso de skype me he acordado de una experiencia didáctica que me enseñaron una vez.
    Ahora mismo no sabría decir ni dónde ni quién. Consistía en una videoconferencia de varias personas a través de skype. Una de las personas era un español que hacía las veces de experto y dos o tres aprendices de español. Los aprendices estaban haciendo un curso de español y una de sus tareas era realizar estas videoconferencias el día y la hora fijadas. Esto aseguraba coincidir con el experto español y con otros aprendices. El nativo español no era exáctamente un profesor ni un tutor. Los aprendices no iban a charlar sin más sino que tenían una tarea pautada para hacer. Recibían algunas instrucciones sobre los temas y la información que debían obtener. Además se les insistía mucho en que debían se ellos los que llevaran el peso de la conversación. A los expertos españoles se les recomendaba que nunca llevaran el peso de la conversación.
    Los estudiantes eran extranjeros que estudiaban fuera de España y que no tenían oportunidades hablar en español fuera del aula.

    ResponderEliminar
  4. He seguido el ejemplo de Iñaki y me he suscrito a Palabea para encontrar un intercambio de portugués. De momento, me parece una plataforma excelente para gente como yo que no tiene el momento de ir a clase.
    He encontrado dos aulas virtuales pero cuyos contenidos son demasiado fáciles para el ninvel que creo tener, por eso me he aventurado a pedir un intercambio.
    De momento, creo que me motiva más explorar esta aplicación desde el otro lado, como alumna, para poder verle la utilidad que me reportaría como profesora. He encontrado también una profesora que me daría una clase de prueba y quizás me anime para ver cómo funciona la cosa. Son muchos años de dar y recibir clases sentada en una silla con el profesor a unos pocos metros y si bien he seguido algunos cursos de traducción a distancia no contemplaban interacción alguna sólo el envío de materiales y actividades.

    ResponderEliminar